« Home | La Leche. » | El derecho a voto/veto » | La vida en preferente » | ... » | Naranjas traigo. » | Flipemos » | Accidentada. » | "Linchamiento" » | La comuñón » | Sin tiempo. »

Aura golfa

Soy la única persona con la que me he encontrado (porque sí, yo a veces me encuentro) que le gusta el metro.
Dejando a un lado el olor a choto, me encanta porque en el metro no tienes nada mejor que hacer que leer, escuchar música, pensar en el EURIBOR o huir de los predicadores o de los pervertidos (o no).

El caso es que habitualmente, de todas estas actividades, yo elijo la lectura y me gusta hacer el recorrido en el metro leyendo y que nadie me moleste. De ahí mi odio mortal a todo jovenzuelo que decide que es estupendo ir escuchando música sin cascos.
Es como si yo de repente decidiera compartir con todos mis congéneres mis escasas habilidades para cantar, recitar a Jorge Manrique o tocar el tambor. ¿Por qué? ¿Qué necesidad hay? ¿Compartir es vivir?

El caso es que ayer, en la estación de Sol, estaba yo dispuesta a trepar hasta el vagón cuando apareció de la nada, un señor de estatura aproximada de 57 ctms.

Dejo que pase delante de mi, no por nada, sino porque estaba primero.
Me mira y me da las gracias.
De nada.
Entra.
Se sienta.
Le cuelgan los pies.
Normalmente, a mi también.

Le miro.
Me mira.
Me habla, "Hola", dice.
"Hola", digo.
A bocajarro, sin piedad, me coloca la siguiente frase: "Estás buscando un cambio en tu vida. Necesitas un cambio, lo noto en tu aura".
Me observa con intensidad, así como si estuviese leyendo en mi colon a través de mis ojos.
"Como toda la humanidad", digo intentando esconder mi aura en el bolso. "Jolín, que no me va a dejar leer", pienso.
"Eres muy observadora. Te fijas en cosas que la gente no se fija. Lo he detectado en seguida", apunta.
"..." digo. "Lo dice porque me he fijado en que le cuelgan los pies, fijo, soy lo peor como ser humano, a pesar de ser lo mejor como mueble bar, eso sí", pienso.

"¿Puedo hablar contigo?", me interroga.

El vagón está pendiente de esta conversación. El hecho de que el señor esté sentado y de que yo esté sorda como un huevo, no ayuda nada, ya que yo me agacho todo el rato y él me grita.

Todo el mundo está descojonado, impaciente y, a la par, expectante. Somos una escena costumbrista muy simpática. Me siento observada y estoy roja como un langostino.

"Joder - joder" pienso y casi digo.

En este punto, soy consciente del doble filo: si digo que no a su invitación, la totalidad del vagón va a pensar que lo hago porque el señor es tan alto como mi lavadora. Si digo que sí, se me va a colgar como un periquito, cosa que no me apetece un carajo porque llevo unas 13 horas fuera de casa y estoy tan sociable como un caimán.

"Claro, ya estamos hablando" respondo.
"¿Quieres tomar un café?", se aventura.
"No, gracias".
"... ah..."

Un silencio incómodo reina en el vagón y parece que el traqueteo del metro pasa a un segundo plano y se oye el viento silbar como en una escena del salvaje oeste mientras un cardo ruso cruza por la escena...

¿Por qué?

¿Por qué mi aura? ¿por qué me puede ver el aura y no detecta las pocas ganas que tengo de charlar? ¿Es el metro un buen lugar para ligar? ¿Es cierto que en Madrid somos bordes y es muy difícil relacionarse? ¿Hasta dónde puedes llegar en una conversación para ser educada y agradable y no dar pie a un cortejo indeseado? ¿Ein?¿Ein?

31 voces discordantes

A colgársete como un periquito, halaaaaa... Yo me lo imaginaba más como una iguana :P

El chaval no tiene complejos, eso sí que hay que admitírselo.

Tan preocupada porque se hubiera dado cuenta de que te fijaste de que le colgaban los pies que no te percataste de su mirada de deseo. xD

Yo de ti me miraría lo del aura, no sea que te de más problemas.

Y yo que pensaba que lo de la bordería era fama de Barcelona.
Me encanta el metro por las mismas razones que apuntas y porque, de paso, a veces se es espectador de escenitas como esta :-)

A mí también me gusta el metro. Pero tiene el pequeño defecto que cuanto más concentrado vas en tu libro más tarada está la persona que te interrumpe.

¿Como será mi aura? ¿a que huelen las nubes?

yo creo que por eso se te reconoce, en tu aura se lee... soy tiri.... y llevo el atrapafreaks encendido... ataca!!!!!!

Será eso, porque por mi encanto personal no creo que sea... parezco un panda con estas ojeras...

Buenos días.

¿Cómo que eres la única a la que le gusta el metro? Hay un montón de gente, mujer. Yo, como vivo en una ciudad sin metro, cuando monto me lo tomo como una experiencia y me lo paso pipa observando a la gente.

Voy a empezar yo a usar eso del aura para conocer gente. En la cola de la pescadería: Perdona, mozo, pero por tu aura que deberías comer más carne. Vente pa' mi casa que te preparo un chuletón.

Total, por probar...

Deberias de vivir en el campo, no hay metro, ni señores que no les llegan las piernas al suelo, solo por eso ya da miedo

Un beso.

Rubén.

irpago@hotmail.com

Es la primera vez que te leo... y me he reido como un tonto!
Lo del colon me ha calado... hondo jajajaja
BS!

Ains!! qué risa, que me he imaginado a millones de personas levitando por la Gran Vía...

lamujertirita@gmail.com

Voy a ver si trabajo un poquillo ¿eh?

¡¡jajajajaja!! Ahí, rompiendo corazones, aunque sean del tamaño de un petitsuisse. Yo soy cochedependiente y el transporte público sólo lo uso cuando tengo el coche en el taller; cada vez que cojo el metro lo veo como un experimento sociológico, ves cada tipej@ más raro... sobre todo según la línea que cojas :)

Ahaaa, así que rompetechos ha ligado contigo también???

Hija mía, me ha pasado lo mismito en la misma estación y lo peor es que se bajó conmigo y me siguió, y el problema es que era un tío de casi 2m, bien vestido y olía muy bien, si, si... para mi ese es un problema, porque yo estoy CASADA, y el me dijo que no importaba. Salí corriendo como si me persiguiera el diablo vestido de Prada.

en mi epoca de estudiante habia una yonqui en avenida de america que acojonaba la verdad.... yo la daba lo que me pidiera... es lo que hay, tenía musho musho miedo... ahora no sé... si es que hace musho que no cojo el metro... que yo aparco en la puerta...

habéis probado a responderle en su línea... ?????

Pero que truco más bueno para ligar... "Necesitas un cambio en tu vida, lo noto en tu aura"...

Dios, ¿como cojones no se me había ocurrido antes?...

Jajá. No me gusta el café, pero despues de esta gran lección, que se vayan preparando las cafeterias del mundo.

¡Gracias enano desconocido!

¡Saludos! ;)

¿Y los que se ponen a leer de TU periódico por detrás de tí o a tu lado, que parece que te están diciendo "pasa la página que eso yo ya lo he leido"?
¿Y el que lleva el MP3 a toda pastilla que, no se para que cojones lo lleva enchufado a la oreja, si lo oímos todos los de su alrededor.?

Me ha encantado tu blog, me he reido mucho.

Un saludo.

Pues yo una vez vi a un tipo en sol en pijama... Y no te digo qué estampado tenía el pijama porque no me creerías, y estuvo más callado que una cigüeña.

Por lo demás, nuestras vidas son los metros que van a dar en Chamberí, que es el morir; allá van los trenes derechos a se acabar e consumir; allí viajeros caudales, allí los otros medianos e más chicos, allegados son iguales los que ligan por sus auras e los lindos.

¿Es grave, dotora?

Toy en Filadelfia. Ven, porfa, que te extraño.

¡¡Anda!! Donde el queso...

Un beso, cigüeña.

El metro es genial, a pesar de los olores y los pesados (y los que se ponen delante de la puera cuando vas a salir, y los caritos de los niños, y los que gritan...).
Un saludo.

Me gusta tu blog es la primera vez que entro y no la última,el metro una caja de sorpresas, hay personas que estan muy mal jajaja.

Gracias, gracis, gracias.

Besos.

Estimada Tirita:

El lugar que más me gusta para pintar: el metro de París; con diferencia.

http://leache.blogspot.com/2005/05/bocca-della-verit.html

Saludos.

Ja, ja, ja... es que me parto con las cosas que cuentas y cómo las cuentas.

Me encanta leer cosas sensibles y tal y tal, pero cuando llevo un rato... toma tirita, toma.

Besotes.

no creo que en madrid se sea borde, y a mi también me gustaba el metro cuando los personajes entre 13 y 23 años no se dedicaban a torturarnos con el perreo de sus móviles...
cuidate ese aura

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Jajajaja "Estás buscando un cambio en tu vida. Necesitas un cambio, lo noto en tu aura", me apunto esa frase para mi "Manual de ligue", la pondré justo después del Me he enamorao

Si yo fuera tú, mandaba este relato aquí http://tmbpledhistories.com/concursorelatos.asp?ididioma=ES

Un saludo

Jajaja, qué grande...

Menudas historias, madre mía

Como método para ligar me parece bastaaante original... aunque muy poco productivo :)

Saluditos

Hay preguntas que no tienen respuestas correctas...
Por mi parte intento evitar el metro y es qeu fueron años soportando la linea 6 en hora punta, no me gusta sentirme supositorio...
Me sigue gustando entrar por aquí y leerte. Saludos madrileños

Como siempre tu entrada ha arreglado mi dia!
El metro a mi me gusta, me gusta estar bajo tierra con un monton de desconocidos, es algo asi como morirse pero en vida y activos.
Lux

Ese metro a las 7 de la mañana, un domingo... con los tacones matandote tras horas de bailoteo... y que pa cogerlo hay que ir casi al infierno.... ojuh¡... como diriamos por aqui... "malafollá" tenia er tio que lo diseñó y mala pedrá le dieran al que lo permitió.
Pa una vez al año que cojo el metro, y me duelen los pies... y el aura perdia en efluvios etilicos.
Besos, una de Graná

¡¡genial!!

Publicar un comentario en la entrada

 
ecoestadistica.com