jueves, abril 27, 2006

La oradora incontinente.

Tengo compañera nueva en la oficina. Lleva exactamente 7 días.

El primer día, como es lógico, hicimos la ficha:

- Habla mucho.
- Es graciosilla.
- Es simpática.
- Es bajita.
- Es muy creativa.

Pero tiene una creatividad descontrolada. Entró por la puerta y quería reorganizar la biblioteca, "desarrollar" la intranet (hasta que le salgan pechos, supongo) y poner unos adornos en los potos... vamos, lo normal.

Así que tu dices: "Antonia, envía un mail a la gente de informática y pide que, por favor, te instalen el Acrobat Professional" y ella, que es muy creativa, decide en vez de un correo electrónico, es mejor hacer un Power Point con pajaritos que pían y animaciones y solicita que le instalen un florero (por poner un ejemplo).

Y cuando me dijo: "Me hago pis ¿Te espero para ir al baño?", yo me asusté, porque no me gusta ir al baño con gente (salvo contadísimas excepciones) y no me gusta tener un loro en el hombro todo el día leyendo mi pantalla y que se siente en mis rodillas a la hora de comer y que me traiga los cafés.

Hoy se ha empeñado en acompañarme a fumar, porque dice que los fumadores llevamos una vida más sana porque respiramos aire fresco (?).

Mientras ella iba hablándome, yo me repetía mentalmente "No es TAN insoportable, Tiri, es que eres una intolerante de pacotilla, ¡arisca! relájate" y cuando he cruzado la puerta, me he dado cuenta de que mi loro no me seguía. Y lo que era mejor: no oía su voz. Y es que la puerta se abre automáticamente, pero solo una hoja; pues por la que no se abre, se ha empeñado en salir, a pesar de que lleva 6 días cruzando ese umbral. Y cuando me he dado la vuelta, estaba sujetándose la cara aplastada contra el metal y he pensado que algo así debe de pasar en Bélmez.

Y así ha pasado el día, sujetándose la nariz y hablando y hablando y hablando y hablando...


Powered by Castpost

martes, abril 25, 2006

Calidris canutus rufus.

Y llegó la primavera, con sus lluvias, con sus flores, con su subida de los carburantes, con sus alergias y sus rayos de sol.

Y en mi cuerpo se obró el milagro y dejé de dormir 10 o 12 horas diarias para reducirlo a 3. Y no me cuesta madrugar. Y ceno a las 20:00 con la esperanza de dormir a las 22:00, habiendo hecho la digestión, pero no. A las 22:00 estoy tomando un chocolate con galletas como aquel negrito del África tropical que cultivando cantaba la canción del Cola-Cao.
Y a las 00:00 re-ceno. Y me veo dos películas. Me veo Rompiendo las Olas y tengo los ojos TAN secos que ni lloro. Y me pregunto qué carajo el pasará a Lars Von Triers que todas sus películas con tan crueles, eso sí, con una fotografía estupenda.

Y me pregunto qué hace en mi bloglines un blog sobre ornitología.

Esto es un Calidris canutus rufus. El autor es Arthur Morris y la única explicación razonable sería haber tenido un lío amoroso con el pollo-fotógrafo o con el pollo-canutus.

Son las 02:16 y estoy hasta los cojones de llevar el plástico en los dientes desde las 22:00. Pienso en hacer algo productivo... por ejemplo, un, dos tres, responda-usté-otra-vez: comer pipas, tejer una colcha, pintar por enésima vez la Venus de Milo a carboncillo, actualizar el blog, buscar a los administradores de Blogger y mutilarlos porque no funciona, pintarme las uñas, depilarme el bigote, contar ovejitas, sacrificar ovejitas, esquilar ovejitas, pastorear ovejitas, dormir a las dichosas ovejitas.

Siempre me han dicho que el truco del insomnio se invertir el tiempo en algo productivo, pero cuando el día tiene tantas horas, ya no produzco ni saliva.

Así que hoy, cuando ha sonado la canción de Cycle a las 06:22 he dado gracias por poder iniciar el día. He arrastrado mis impresionantes ojeras (parezco un panda) hasta la oficina y aquí estoy con los cascos puestos ignorando a todo el mundo, porque no soporto que me "den la chapa". Hoy no estoy cordial, hoy no estoy ocurrente, hoy no estoy. Hoy solo quiero bronca.

MP3| Dee Dee Ramone - Blitzkrieg Bop

miércoles, abril 19, 2006

¡Afú!

Me he dado un breve paseo por la soleada blogosfera y me encuentro a un alto porcentaje de vosotros escribiendo sobre sexo y relaciones... sexuales basicamente.

Y yo que soy un ser simple como un cubito de playa, me pongo muy nerviosa. Parece todo TAN complicado… Para mí las relaciones son sencillas: empiezan y se acaban. Y ya está. No pienso en la monogamia, en la poligamia, en el matrimonio, en si lo hombres piensan con las gónadas o con el páncreas, en si las mujeres somos complicadas o sufrimos jaquecas continuas... en fin, esas cosas que ya se planteó Socrates y le llevó a tomar cicuta (no os engañéis, ESO es lo que pasó).

Pues cuando yo ya no sé si soy una mujer o un paramecio me encuentro este clarificador artículo: Un estudio prueba que los hombres pierden la cabeza por las mujeres. Y muchos diréis "ya lo sabíamos"... bueno sí, vosotros sí, pero igual los belgas no.

Porque es para lo que valen estos estudios. Que todos sabemos que comer verdurita y fibra es muy bueno, pero tienen que venir unos científicos de la universidad de Pranford, con el “apoyo” de la compañía Grellog’s a explicarnos que la fibra nos alarga X años nuestra vida y X millones su facturación. Se trata de cuantificar. Nada más.

“Los hombres expuestos a lo que los científicos llamaron "insinuaciones sexuales" caían más fácilmente en la tentación de hacer trampas que los que no, al tiempo que presentaban unos mayores niveles de testosterona”.

¡¡Tramposos!!

Y cambiando de tercio, la Mujer Tirita está muy contenta porque mañana se estrena haciendo brevísimas (pero muy, muy breves) reseñas musicales en una "cosa" parecida a una revista. Esto no sería motivo de especial alegría si no fuese porque no pago la entrada a los conciertos. Y me estreno con La Casa Azul y sus letras desgarradas (sniff).


Powered by Castpost

lunes, abril 17, 2006

Are you talking to me?

Si es que no puede ser… te creces, te creces y cuando tu autoestima está en lo más alto, ¡bam! Las hormonas se ponen de fiesta y te encierran en las mazmorras y vienen los ataques de pánico, los titubeos, el ostracismo. La respuesta comodín es "¡ain! (el quejido es importante) No sé".

Te miras al espejo y no te reconoces, de repente descubres una arruga que lleva ahí desde la Expo de Sevilla, pero que tú no habías visto, más que nada, porque hace años que no te miras detenidamente en el espejo porque sabes que estas estupenda, total, el espejo no te va a decir nada que no sepas, salvo que tienes una arruga, claro. Y una cana. Y UN BIGOTE.

Escribes “mi mama me mima” y cometes faltas de ortografía. Y justo en ese momento te ofrecen hacer unas dichosas reseñas del infierno y tienes que redactar ese importantísimo documento: “Estimados señores: les envío… les adjunto… les remito… les … estimados... apreciados... encantadores... su ilustrísima...“ Para acabar en un "Carlos: te mando lo que me pediste".

Lees la prensa y te alteras. Lees más allá, lees frases que no están escritas, interpretas lo que te da la gana y lees entre líneas. Es más, lees entre los signos de puntuación.

Condenado por utilizar un fusil de patatas.

Esta noticia no te lleva a pensar que la gente está idiotizada, no, no, no… sería demasiado fácil, la gente lo que está es oprimida por el sistema y vivimos en una sociedad de mierda.

Dos sacos de munición-patatas y un arma, que podía haber sido una masacre. Si lo juntamos con la tomatina y unos bichos muertos en las cunetas, tenemos un guiso estupendo eso sí.

Y el problema es cuando estás de tú a tú y hay pelos que arrancar. Un simple “buenos días” te puede llevar a una lucha dialéctica encarnizada y con víctimas. Eres un ser peligroso, una persona bajita y de apariencia inofensiva armada con palabras (y con patatas, si llega el caso).
".... ¿Me hablas a mi?, ¿me estas hablando a mi?, ¿estas hablando conmigo?, aquí no hay nadie más, así que tiene que ser a mi. ¿Pero quien te has creído?..." al puro estilo Taxi Driver.


Pues sí, señores, esta soy yo HOY. Mis hormonas son perforantes-lacrimógenas del calibre 12.

lunes, abril 10, 2006

¿Ein? (La creatividad para poner títulos).

Hoy he ido a hacerme el reconocimiento médico para renovar el carné de conducir (sí, ya) y me han dicho que estoy ligeramente sorda. Y me lo han susurrado, que hay que tener mala leche. Que te dicen que estás ligeramente sorda y tu tienes que decir dos veces "¿ein?", con la cabeza ladeada como si tuvieras trompetilla en la oreja.

En la sala de espera tenían una Interviú del 2005 donde Rocío Jurado era portada y anunciaban un espectacular concierto, y eso ya daba pistas donde entraba.

Equipos de última tecnología. Unos cascos que usados previamente por unas 1500 personas con la cabeza de Constantino Romero, de tal modo, que cuando me los he colocado, los auriculares caían a la altura de mi quijada. Y claro, como para oír los pitidos, ni con corneta. Ha sido una lotería, porque si me sujetaba las cascos, no tenía manos para pulsar el botón (que era un interruptor con los cables pelados). Y aún así estaba "ligeramente" sorda.

Amén de los problemas de vista, que ella me preguntaba por los números (que debían de ser romanos y grabados sobre una piedra de granito) y yo le contestaba las letras. Finalmente ha desistido y las letras han valido. Mis problemas no son oculares, tengo "ceguera mental", me temo.

Y lo más interesante que me ha pasado y que me emociona enormemente, es que se me ha otorgado el galardón de Sexperta del mes de marzo.

De todos es conocida mi habilidad para hacer spam, tanto en los comentarios de los blogs, como con el correo electrónico.

Yo creo que merezco este premio por plasta más que por sexperta (no como los otros 4 sexpertos, que sí que saben de vicios y perversiones y verduras y matemáticas), que todo hay que decirlo: me enteré de lo que es un dildo por Fluflu hace bien poco.

He luchado por el comentario 69 y por los premios secundarios, a saber: un rodaballo salvaje y unos calcetines sucios. Ahora nos estamos trabajando un himno y desde aquí, solicito que todos los que sepan tocar instrumentos (de todo tipo) se pasen por Sexperiencias y ofrezcan su colaboración sin ánimo de lucro.

Y nada, eso. Que sea por lo que sea, me lo he llevado y me he hecho una medalla de papel y me la he pegado al pijama, que dónde va a estar mejor un premio de Sexperta que en la cama...

miércoles, abril 05, 2006

...y con el mazo dando.

Hoy, en el blog de Juan hemos hablado de religión y a mi me ha recordado...


Mama-Tirita nació y se crió en un pueblecito de la España profunda, donde los enamorados, en vez de flores y bombones, te regalan gallinas y te pasean en el tractor.

De pequeña, me llevaba todos los domingos a misa y para mí, como para cualquier niño, aquello era un suplicio: zapatos que apretaban, hacía frío y un señor muy raro bebía "algo" mientras todo el mundo miraba extasiado y yo pensaba "¿qué beberá? Yo solo pondría esa cara si fuese la pócima de Asterix".

Como Mama-Tirita tiene cierta manía por controlar la vida de TODO el mundo, posteriormente, se erigió en MI catequista.

Esto implicaba estar todo el día en casa perseguida por una señora con el Nuevo Testamento en la mano: lee, reza, Espinete, lee, reza, la Barbie, lee, reza, los deberes.

- Mama, ¿puedo bajar a la calle a jugar?
- Puedes, y te subes cuando se enciendan las farolas. Pero antes dime en alto el Credo.
Y yo entre suspiros comenzaba "Creoendiostodopoderoso..."

- Mama, ¿puede venir a jugar mi amiguita Ana?
- Sí, pero antes de sacar las muñecas, me rezáis el Ave María.

Ahora pienso cómo me dejaba jugar con una muñeca con unas piernas TAN largas y unas faldas TAN cortas e INDECENTES.

Durante las comidas me preguntaba: "A ver, Amparito, dime los mandamientos. A ver Amparito, qué es la Eucaristía. A ver, Amparito, los nombres de los apóstoles."

Y si no sabías responder, te daba golpecitos en la mano y te derramaba la sopa de la cuchara y comer se convertía en una carrera de obstáculos. Tenía ganas de llorar y a veces la rabia me hacía callar, apretaba mis labios y mis puños y ella no me dejaba comer y como las dos somos tercas como mulas, me daban las 5 de la tarde del sábado sentada delante de un plato con un filete de doble filo.

Para ella era importante, para mí, en absoluto.

Hice la comunión y para mi fue una fiesta, pero una fiesta de verdad, porque aquella inexplicable tortura acababa.

Con 15 años me pagó un viaje a Roma con la parroquia, "van unos curas muy simpáticos", dijo (para Mama-tirita Fernando Fernán-Gómez es un señor muy gracioso). Comencé el viaje sentada con una novicia en el tercer asiento del autobús y volví a casa en la última fila aparcada con todos los fumetas (y Roma preciosa).

Por supuesto, aquel viaje me ayudó para conocer los entresijos la iglesia y para tomar mi camino... de perdición (o no).

martes, abril 04, 2006

Panderetas y castañuelas.

El otro día dije en el blog del Abuelo, que España es un país de pandereta y alguien se mesó los cabellos.

Veámos:

Los debates políticos se hacen en "A tu lado". Para robar no se utiliza el elegante maletín, sino cutres bolsas de basura [+]

Si hay que robar un banco, no se utiliza un método discreto, no, mejor una retroexcavadora y cerramos los accesos al pueblecito [+]. ¡¡Qué elegancia, qué discreción, qué plan!!

Los políticos dicen cosas como estas: "Sinietro Total era un grupo muy simpático como para compararlo con el Estatut; por ponerle un poco de música yo diría que todo esto fue un error" [+].
(Hoy ha tocado Rajoy, pero podría haber sido Bono).

Los profesores de religión dicen cosas como estas: "la homosexualidad es una patología" que reduce "la esperanza de vida en 20 años" y los varones homosexuales contraen cáncer anal y la mayoría además son pederastas [+]. Y nos gastamos de media 2.500 euros en la comunión de nuestros niños [+]

Se fomenta el ocio por y para ellas: restaurantes y gimnasios para mujeres [+]

Somos ¿modernos? ¿europeos? ¿cosmopolitas? o más bien ¿ridículos?

Claro, que todo es susceptible de empeorar: aún no somos Italia [+].

lunes, abril 03, 2006

Caso Clínico 1.

Edad: 28 años.
Sexo: Hembra.
Estatura: 1.65.
Peso: 70 Kg
Soltera. En previos matrimoniales.

Acude a Urgencias-Tirita porque estando en el trabajo ha comenzado con dolor torácico intenso irradiado a espalda que le dificultaba la respiración. No ha podido seguir trabajando, y no se le ha aliviado al detenerse. El dolor se ha acompañado de sensación de mareo, nauseas y sudoración profusa.

Su churri ha llamado y ha comunicado, que no consultado (la paciente destaca este hecho) su intención de ir a ver no sé que partido esta semana. La paciente ha sufrido un espasmo, seguido del susodicho dolor torácico y un importante ataque de pánico.

Ante las preguntas realizadas por la Dra. Amor (yo...yavestú), ella contesta que no lo hace habitualmente y que además tiene un comportamiento extraño, y que por ello sospecha que ya no la quiere y/o tiene una amante.

Entendiendo por comportamiento extraño que últimamente está cansado, que no funcionan en la cama como antes y que en varias ocasiones (2), se ha escondido para hablar por teléfono.

La Dra. Amor alega en defensa del acusado, que probablemente lo del cansancio sea por la astenia primaveral (respuesta-comodín en estas fechas).

En cuanto a la actividad de cama, la Dra. Amor responde cojones-que-lleváis-saliendo-tres-años, nadie tiene una actividad sexual igual que "antes".

La Dra. Amor no entiende muy bien las dudas que atormentan a la paciente, porque no ve indicios claros de infidelidad ni de problema alguno.
Un indicio claro sería que apareciese con un tanga de la talla XS oprimiendo el cerebelo, ya que la paciente debe de usar una talla L. O bien que en el momento de mayor emoción sexual la llamase por otro nombre, siempre que éste no coincida con el de la madre de él, o la hermana, que todo es posible.

La paciente asiente, pero no se queda satisfecha y responde que hay algo que no me ha contado pero que es definitivo: él tiene varias llamadas en el móvil a un teléfono que ella no identifica.

La Dra. Amor, agita los brazos con desesperación y pregunta qué carajo hace hurgando en el móvil de su mancebo, que solo va a conseguir ver problemas donde no los hay y que además eso se hacía con 17 años, no con 28. Y que no hay que empeñarse en ver más allá, que los hombres no son como nosotras, ellos 2+2, nosotras logaritmos.

Introducimos el número de teléfono dichoso en google... intro... y "miratúpordonde" aparece el número, que coincide con una agencia de viajes del distrito donde él "ora et labora".

Yo lo veo claro: él está preparando un viaje para Semana Santa.
Ella también lo ve claro y se siente ultrajada: él tiene una amante que trabaja en una agencia de viajes.

Diagnóstico: paranoia y cuernos (sospecho) imaginarios que se materializarán por insistencia de la paciente.

 
ecoestadistica.com